Tulancingo cultural

tras los tules...

Tulancingo, Hidalgo, México

Principal (portada) en las letras en la música en la actuación en la plástica sociológico y social histórico centros y actividades culturales diversas de Tulancingo gastronómico ciencia y tecnología municipios  hidalguenses
 
anteriores
 
danza performance teatro
 
cine
 
prehispánico
 
tradicional y legendario
interesante
 
hacedores
 
     
 

autores - los maestros en Tulancingo - autores tulancinguenses - autores hidalguenses - libros y revistas - premios y reconocimientos

 
 

bibliotecas - derechos de autor - encuentros y festivales - presentaciones - talleres - convocatorias

 
     
 
           
           
     
 

Un retrato de Alicia Flores

 

por Reynaldo Carballido

 

Por motivo de que Herta Muller escritora de Rumanía radicada en Alemania ganó el Nobel 2009, Eduardo García Aguilar, colombiano escribió lo siguiente: “celebro el Nobel para una escritora auténtica, pues la verdadera Literatura del mundo está en la voz de los autores desconocidos, de las provincias o de los barrios marginales de las capitales, aquellos que viven sus vidas lejos de las esferas de poder y las zalamerías de la corrupción y para quienes vivir y escribir es ya un premio, tan extraordinario como el Nobel”

  Novela de gran aliento: “Un retratista en la corte” fue su nombre original, y al decir de gran aliento es leerla de un jalón casi sin respirar por el ritmo y  manejo de los hechos;  finalista en dos certámenes internacionales: Argentina y Cuba se recomendó para  imprimirse en Planeta- México. Ahora ya está circulando en las principales librerías de este país.

 Viendo a las narradoras veracruzanas vivas, puedo afirmar que Alicia de golpe y porrazo puso a Las Choapas en las ligas mayores de la narrativa veracruzana.

  Editorial Planeta la rebautizó: “Una retratista en la corte de Enrique VIII” y le diseñó un vestuario de lujo, así la volví a leer, suponiendo que la conocía bien: traté de ver que destrozos había hecho el corrector de estilo, en un principio iba siguiendo en corto la redacción, sin embargo, pocas páginas después me olvidé de mi objetivo y la leí casi sin detenerme (afortunadamente el corrector poco se metió con el texto original)

   La novela tiene muchos momentos inolvidables y dos para mí son conmovedores: cuando Albert recibe de la reina Catalina a su hija: “Entonces ella le habla de su hija y él emocionado, cae de hinojos suplicándole: -Mi señora, ruego a vuestra voluntad me entreguéis a la niña y cuidaré de ella con mi vida.-  -Os la daré, Algernon Lewellyn, porque es vuestra hija…” esa niña, años después convertida en Eleanor Shepherd puede ser espectadora del reencuentro de sus padres… “de aquellos amantes intemporales que bajo la luz declinante de Castilla se prodigan besos y caricias mojadas de lágrimas, haciendo que ese paisaje yermo, milagrosamente se transforme en luminoso y cálido”… esto es lo que hace la escritora en su novela: paisajes, hechos y  principales personajes los convierte en luminosos y cálidos.

 
     

 

   

14.Jun.10

Alicia Flores y su novela histórica Una retratista en la corte de Enrique VIII, 29.Ago.09

_______________

La prosa de Alicia se convirtió en una alfombra de seda que me llevó a recorrer campos, calles, canales, hogares, palacios, talleres de pintura, estudios de pintores, cortes de reyes: ver países como Inglaterra, Italia, España, Francia, seguirle los pasos a Albert, Pierre, Vesalio, Carlos V, Enrique VIII yendo en pos de Eleanor a través de una imagen nítida del Renacimiento. Alicia da cátedra de historia del arte en un momento que es la cumbre del arte europeo, pero lo de menos es la cátedra, sino la transfiguración que hace para convertirse en una especie de chamán que narrando va curando las heridas que dejan la ignorancia, la violencia, la misoginia, la incapacidad del macho para entender a la mujer no convencional. La sensibilidad, la inteligencia, valor que las hacen una “perla barroca” pero que finalmente esa excepcionalidad de la mujer no es otra cosa que la capacidad de amar. Eleanor librando los misiles que le lanza la vida hogareña, conyugal, artística; al decidirse a viajar por la libre tiene que disfrazarse de hombre para sobrevivir en el trabajo, en el arte, en el amor. Mujer que la encierran en un calabozo para librarla de los malos pensamientos: querer ser ella, querer ser luz.            

En la novela ese paisaje yermo Alicia Flores lo convierte en luminoso y cálido con esos toques mágicos: el don a través de su texto de hacer contacto directo con sus lectores, el don de su capacidad de amar, el don de hacer y ser luz. La novela es un guiño de Alicia hacia sus congéneres, pero también  es un retrato de ella: talento, inteligencia, constancia, responsabilidad, disciplina, entusiasmo, chispa, luz.

 

Veracruz Ver. Octubre 2009

Reynaldo Carballido

   
     
     

 

Gracias por su visita

www.tulancingocultural.cc ® Derechos Reservados

tulancingocultural@hotmail.com 

tulancingoculturalcc@hotmail.com 

Aviso legal para navegar en este sitio

Los contadores anteriores al 24 de noviembre de 2014:

 
 

Visitas en las páginas que tienen el contador:free counter

 
 

free counter

Los nuevos contadores a partir del 24 de noviembre de 2014:

contador de visitas
contador de visitas http://contador-de-visitas.com/signup.php

contador de visitas
Contador de visitas
diseño de logo